Contouring: La técnica de maquillaje de la que todos hablan.

¿Qué es el contouring? Además de ser tendencia, es una técnica de maquillaje que busca modificar tu rostro, esculpirlo y mejorarlo.

Esta técnica responde a tres bases fundamentales: Los tonos obscuros para disimular o afilar ciertas facciones, los tonos claros para las zonas a resaltar y difuminar para que el acabado sea súper natural.

Empieza sí…

Consigue una paleta de contouring. Lo único que debes buscar es que los colores obscuros y claros sean súper contratantes. Intenta con Facestudio Master Contour Kit Palette de Maybelline.

¿Cómo aplicarlo?

Es importante que sepas la forma de tu rostro para saber qué partes maquillar. Si eres nueva en el mundo del makeup y aún no sabes cuál tienes, lo único que debes hacer es pararte frente al espejo con un lápiz labial que no uses. Con él rodeas la forma de tu rostro sobre el espejo, te retiras e identificas la forma:

1. Redonda.

Crear un rostro angular. Armoniza tus rasgos colocando el tono más obscuro en los laterales de tu frente y las sienes. En donde termina el hueso de los pómulos y en los surcos debajo de ellos hacia la barbilla sin tocarla. Los tonos claros van en medio dela frente y la barbilla.

2. Ovalada.

Es la forma de rostro más proporcional que encontrarás, así que ¡Enjoy it! Solo necesitarás aplicar los tonos obscuros en la orilla de tu frente de forma horizontal y un poco debajo de los pómulos. Resalta tus mejillas y la parte de abajo de tu barbilla con un óvulo horizontal. Difumina y ¡Voilá!

3. Rectangular.

Delinea con el tono oscuro la forma de tu rostro, de forma horizontal el ancho de tu frente y vertical en los laterales. En las orillas de las mejillas y un poco debajo de los pómulos. Ilumina la parte de en medio de tu frente y debajo de la zona de las ojeras hasta difuminar con el obscuro de los pómulos.

4. Diamante o corazón.

Aplica el tono más claro en el centro de la frente y la barbilla, también debajo de los ojos en triángulo invertido. Marca tus pómulos con una línea debajo de tus mejillas y ¡Listo!

También puedes optar por aplicar un poco de color oscuro de donde inician tus cejas hasta donde termina tu nariz para adelgazarla sin así lo deseas y sin importar el tipo de rostro que tengas. ¡No olvides el blush para estar lista!

¡Uh! parece que O Crea una cuenta.