Maquillaje para vestido blanco

Llegó el gran día. El día B, el día en que todas las miradas se posan sobre ti, la novia. Te contamos como llevar el maquillaje para vestido blanco más bonito de tu vida. 

PASO 1 – Corregir imperfecciones y unificar el tono de la piel

El ABC del maquillaje: trabajar la piel y dejarla lo más uniforme posible. Para ello, y tras una buena limpieza en profundidad, aplicaremos una prebase que alise las irregularidades de la piel y ayude a cerrar poros y matificar brillos, como Face Studio Master Primer, el paso que te facilitará conseguir una piel perfecta. 

Tras esto, la base de maquillaje en el tono habitual (es mejor no hacer experimentos en un día tan señalado) y el importantísimo corrector iluminador Super Stay Better Skin Concealer + Corrector para conseguir un rostro radiante y jugoso. Aplícalo en el lagrimal, cola de la ceja, tabique nasal y parte alta del pómulo.

PASO 2 – Contornear

Vamos a crear volúmenes naturales y delicados, pero lo suficientemente poderosos para que la novia luzca imponente en las fotos. Con la ayuda de una brocha de rubor, aplicaremos un poco de bronzer debajo del hueso del pómulo, difuminando bien hacia las sienes. Define el mentón y la nariz deslizando con suavidad la brocha sobre los contornos.

PASO 3 – Aclara la piel con el iluminador

Si hay algo que obsesiona a una novia es la luminosidad. Eso sí, debe ser sin excesos

porque en las fotografías puede parecer un falso brillo de sudor. Los expertos recomiendan un buen iluminador en polvo para conseguir un acabado aterciopelado y duradero. Se aplica con la brocha de strobbing o rubor en la parte alta de los pómulos, tabique nasal y la barbilla, difuminando bien para que quede natural.

PASO 4 – Maquillar los ojos

La intención es que la novia disfrute de su día sin necesidad de estar pendiente del maquillaje, así que, de nuevo, recurriremos a la prebase para fijar bien los pigmentos y alargar la duración del maquillaje. A continuación, las sombras en tonos Terracota y bronces crearán un look romántico e iluminarán y dulcificarán la mirada. La sombra bronce se aplica en el párpado móvil y la terracota en el párpado fijo. Después, dibujaremos la línea del párpado móvil con un lápiz de ojos para reforzar la expresividad de la mirada. Preferiblemente en tono marrón puesto que endurece menos que el negro. Remata el maquillaje de ojos con máscara de pestañas, ¡mejor si es Waterproof por si la novia llora!Colossal Go Extreme es a prueba de emociones fuertes. 

PASO 5 – Maquillar los labios

De nuevo, la prebase, un paso del que podríamos prescindir a la hora de crear otra clase de looks,pero ¡no en el de una novia que se va a pasar el día besando a sus invitados! Es mejor aplicarla con un pincelpara ser más precisas y extender bien el producto. A continuación, se perfilan los labios para definir bien elcontorno y conseguir un resultado tan perfecto como el de un profesional. Después, el labial en el tono elegido.Para una novia romántica clásica suele ser adecuado un rosa pétalo o un tono nude.

Paso 6 – Aplicar el rubor

Como ya hemos terminado y no nos vamos a tocar más el rostro accidentalmente al trabajar ojos o labios, aplicamos el rubor de la línea Fit Me Blush. Te proponemos un tono rosa palo o melocotón para dar un toque fresco y juvenil a la piel. 

¡Uh! parece que O Crea una cuenta.