Tipos de delineado de ojos según su forma

Existen muchos tipos de delineado de ojos súper cool y en tendencia, sin embargo; antes de pensar en llevar un estilo u otro, es importante que aprendas a diferenciar entre cuál de estos es ideal para tu tipo de ojos y cuál no. Una vez que aprendas a hacerlo, todo será mucho más sencillo a la hora de delinearte, ¿no te gustaría ahorrar tiempo en este proceso y sacarle mucho más provecho a tu imagen?

Lo primero es identificar la forma de tus ojos y conseguir un delineador que te permita hacer trazos precisos sin importar cuántas curvas o formas necesites delinear, ¿cómo cuál? Te presentamos:

1. Ojos almendrados. Este tipo de ojos se caracterizan por ser perfectamente proporcionados. Por eso puedes atreverte y probar con diferentes estilos. Si no deseas arriesgar demasiado y lucir perfecta, puedes trazar una línea más fina empezando por la zona del lagrimal e ir engrosándola a medida que avanzas hacia la parte externa del ojo y terminar con una línea inclinada.

2. Ojos hundidos. Para maquillar los ojos hundidos debes utilizar un par de truquitos que permitan agrandar y realizar los ojos visiblemente. En tu caso, no se aconseja usar delineador negro en la “línea de agua” de tus ojos, ni hacer delineados muy anchos. Lo mejor es trazar una línea muy fina a ras de las pestañas superiores con un delineador en marrón como el delineador en gel EyeStudio Lasting Drama Brown.

3. Ojos caídos. El lagrimal está situado por debajo de la esquina exterior y le dan un aspecto de tristeza a tu mirada. Para eliminar este efecto, traza una línea que empiece desde el centro hacia el exterior, dibujando al final una especie de rabillo en la zona final hacia tu ceja para que levante la mirada.

4. Ojos juntos. Este tipo de ojos se caracterizan por tener muy poco espacio entre ellos, por lo que para delinearlos se debe procurar desviar la atención de la zona central del rostro. Realiza un delineado más amplio en la parte exterior del ojo, tanto en el párpado superior como el inferior. Al delinear la “línea de agua”, es importante que el trazo termine justo en el centro del ojo y no llevarlo, en ningún caso, hacia la zona del lagrimal. Digamos que en este caso, tu delineado debe ser siempre a la mitad.

5. Ojos separados. Traza una línea superior bastante gruesa en el párpado superior y llévala hasta la parte final del ojo.

¡Sácale provecho a tu mirada con estos tips!

¡Uh! parece que O Crea una cuenta.